10 lecciones que nos ha dado el Coronavirus (y que deberíamos aferrarnos incluso cuando todo haya terminado)

La propagación del Coronavirus está desbordando nuestras vidas en todos sus aspectos. Encerrados en casa, cada uno separado pero todos unidos por mostrar más

Si este tueco te pertenece o quieres ayudar animándolo, pincha aquí para que te lo traspasemos!

La propagación del Coronavirus está desbordando nuestras vidas en todos sus aspectos. Encerrados en casa, cada uno separado pero todos unidos por un único enemigo y un solo objetivo, vivimos vidas paralelas a las que estamos acostumbrados y, por una vez, todos somos iguales.

¿Qué nos ha enseñado realmente el Coronavirus (COVID-19)?
1. Nos recuerda que todos somos iguales ante una situación de crisis, independientemente de nuestra cultura, religión, ocupación, situación financiera o nuestra fama. Esta enfermedad nos trata a todos por igual, y quizás deberíamos empezar a tratarnos a nosotros mismos.

2. Nos está recordando que de alguna manera todos estamos conectados, y que si algo nos afecta también afectará a otras personas. Nos recuerda que las fronteras falsas que hemos creado tienen poco valor porque este virus no necesita pasaporte. Y mientras nos oprime durante este breve período de tiempo, nos recuerda a aquellos que han pasado toda su vida sufriendo opresión.

3. Nos recuerda lo valiosa que es nuestra salud incluso cuando no nos damos cuenta y la descuidamos comiendo alimentos pobres en nutrientes y agua potable contaminada con sustancias químicas. Si no cuidamos nuestra salud, nos enfermaremos.

4. Nos está recordando lo materialista que se ha vuelto nuestra sociedad y cómo, en momentos de dificultad, redescubrimos los elementos esenciales que realmente necesitamos (comida, agua, medicinas), en contraposición a los lujos a los que a veces inútilmente damos valor.

5. Nos está recordando lo importante que es nuestra vida familiar y lo mucho que la descuidamos día tras día. Nos está obligando a volver a nuestras casas para reconstruir nuestras relaciones y fortalecer nuestro núcleo familiar.

6. Nos recuerda que el poder de libre albedrío está en nuestras manos. Podemos elegir cooperar y ayudarnos unos a otros, compartir, dar, ayudar y apoyarnos unos a otros, o podemos elegir ser egoístas, acumular, cuidar sólo de nosotros mismos. Es cierto que son las dificultades las que ponen de relieve nuestros verdaderos valores.

7. Nos recuerda que podemos ser pacientes o que podemos entrar en pánico. Podemos entender que este tipo de situación ya ha ocurrido muchas veces en la historia y que tarde o temprano pasará, o podemos entrar en pánico y ver este momento como el fin del mundo y, en consecuencia, causarnos más problemas que beneficios.

8. Nos está recordando que esto puede ser el final, pero también un nuevo comienzo. Este puede ser un momento de reflexión y comprensión, en el que podemos aprender de nuestros errores, o puede ser el comienzo de una espiral que continuará hasta que finalmente aprendamos la lección a la que estamos destinados.

9. Nos está recordando que después de cada subida, siempre hay un descenso. La vida es un proceso cíclico, y lo que estamos viviendo es sólo una fase de este ciclo. No tenemos que entrar en pánico.

10. Mientras que muchos ven el Coronavirus como un inmenso desastre, yo prefiero verlo como un *momento de corrección*. Ha venido para recordarnos las lecciones importantes que parecíamos haber olvidado, y ahora nos corresponde a nosotros aprenderlas para el futuro».

Este eco aún no tiene actualizaciones en su muro, utiliza el formulario de contacto para mandar ideas, si quieres!! Y dale al corazoncito para recibir las novedades (cuando las haya) en tu email!

manda un mensaje





Valora este tueco

Este eco aún no tiene valoraciones! Valóralo, aporta ideas para mejorarlo!! :)